liberalismo.org

4 de Octubre de 2003

« La nueva KGB antipiratería | Principal | Los que matan judíos y quienes los defienden »

Devolver el ataque


"Devolvamos el ataque" es una web destinada a informar sobre las campañas que van a realizarse para resistir la ofensiva estatalista contra nuestra propiedad sobre los contenidos de nuestros ordenadores.

Primera campaña: No comprar ningún CD o DVD originales las dos primeras semanas de octubre.

PD: ¿Para cuándo una campaña contra la administración?
PD': ¿Para cuándo iniciativas similares contra el robo fiscal?

Comentarios

 
Hombre, lo estatalista es la colectivización de los frutos de la mente de las personas, como si no existiese el derecho a retener la propiedad sobre los mismos, ni a hacer con ellos lo que uno quiera, ni a lucrarse con ellos si así uno lo decide. Lo estatalista está en pensar que hay un bien común superior que impide la propiedad privada. Una postura muy poco liberal, dicho sea de paso.

Y deja de ser estatalista, y se convierte en quasi-estalinista, cuando se hace en nombre de grandes principios ("Cultura y libertad"), que esconden una voluntad colectivizadora. Es lo mismo que pasaba en la URSS de Stalin.
Enviado por el día 4 de Octubre de 2003 a las 19:05 (1)
Lo siento, pero yo no veo colectivización de los frutos de la mente de nadie, sino una restricción al uso pleno de la propiedad de cada uno. El concepto de propiedad intelectual es etéreo y poco comprensible. Necesita un soporte estatal al que pedirle que nos proteja las ideas que hemos tenido. Por ejemplo, si dos personas incomunicadas entre sí, llegan a una misma conclusión, ¿debemos impedir al que llega tarde que desarrolle sus ideas?
Segundo, no sé qué le ves de liberal al canon sobre los CDs o de antiliberal al boicot.

Saludos
Enviado por el día 4 de Octubre de 2003 a las 19:20 (2)
Supone negar la validez de los derechos derivados de la propiedad intelectual, tan válida como la de la propiedad física. Impide que quien así lo desee saque partido de su propio trabajo, de su propia habilidad y creatividad. Por esto:

"The property which every man has in his own labour, as it is the original foundation of all other property, so it is the most sacred and inviolable. The patrimony of a poor man lies in the strength and dexterity of his hands; and to hinder him from employing this strength and dexterity of his hands; and to hinder him from employing this strength and dexterity in what manner he thinks proper without injury to his neighbour is a plain violation of this most sacred property. It is a manifest encroachment upon the just liberty both of the workman and of those who might be disposed to employ him. As it hinders the one from working at what he thinks proper, so it hinders the others from employing whom they think proper. To judge whether he is fit to be employed may surely be trusted to the discretion of the employers whose interest it so much concerns. The affected anxiety of the law-giver lest they should employ an improper person is evidently as impertinent as it is oppressive."

Adam Smith, "La riqueza de las naciones"
Enviado por el día 5 de Octubre de 2003 a las 16:16 (3)
Yo no niego la validez de los derechos derivados de la propiedad intectual, niego la propiedad intelectual en sí misma. Las ideas no son susceptibles de ser patrimonializadas con vocación exclusivista. Pueden brotar en cada mente, y dado que no se puede impedir a nadie pensar e innovar tampoco puede cerrarse el paso a que reproduzca sus ideas, aún cuando hayan sido previamente desarrolladas por otro sujeto.
Un fundamento básico de la propiedad es el derecho de exclusión, posibilidad vaga en el campo de las ideas ya que, como mucho, hablaríamos de una capacidad estatal de exclusión del derecho a materializar en tu propiedad física tus ideas(porque aunque esas ideas hayan sido aprehendidas por otro con anterioridad, han sido sistematizadas y procesadas por tu mente aún cuando las copies e imites)
Enviado por el día 5 de Octubre de 2003 a las 16:49 (4)
Me preguntabas más arriba por qué afirmaba que tu postura era antiliberal, y en este tu último mensaje queda claro por qué: niegas la posibilidad de que las ideas sean patrimonializadas, del mismo modo que hay quienes opinan lo mismo respecto de otros bienes que también consideran que tienen demasiada importancia para ser patrimonializados. Los okupas con la vivienda, por ejemplo.

Desde un punto de vista teórico, tanto en el mundo del derecho como de la economía, el concepto de propiedad extendido a bienes no tangibles es perfectamente comprensible, aunque sea para después no estar de acuerdo con que se haga. Pero la argumentación típica de que "como no se quita nada físico, no pasa nada" es espeluznantemente pueril y propio de carceloreros que berrean 'otro mundo es posible' sin tener ni idea de lo que cuesta lo que están pidiendo. Es una postura que no sirve, porque entonces por la misma regla de tres no habría de pasar nada si uno se va del médico sin pagar. Al fin y al cabo no le estás quitando nada físico tampoco, y además se trata desde luego de algo que merece también la mayor protección: la salud, ante la cual cualquier intento de patrimonializar nada debería fracasar, según la lógica anti-liberal.
Enviado por el día 5 de Octubre de 2003 a las 18:16 (5)
Si te vas del médico sin pagar, Ayn, le quitas el _tiempo_ (¡el bien más escaso de todos!) que ha gastado en atenderte. Comparar eso con el uso de una idea es inconcebiblemente inadecuado.

El argumento contra la propiedad intelectual no es que las ideas sean inmateriales, sino que cualquier número de personas puede usar una idea simultáneamente sin _ningún_ menoscabo de la utilidad para cada una de ellas. Es decir, una idea no es un bien escaso... a menos que exista la propiedad intelectual, que crea escasez a base de conceder monopolios sobre ideas.
Enviado por el día 6 de Octubre de 2003 a las 15:57 (6)
Sigo sin compartir tu extensión de la propiedad a las ideas. Es como si pretendieras apropiarte de los fenómenos físicos. Quien descubre la ley de la gravedad no se convierte en su propietario. Al imitarte o copiarte una persona no te impide gozar de tu propiedad, eres tu quien, sin haber sido restringido ni tu uso ni tu disfrute, pretendes impedirle que goce de unas ideas autoapropiadas. La propiedad intelectual no cumple los requisitos lockeanos de la propiedad. La propiedad no surge por un comunicado de apropiación. Marte no es mío porque yo lo crea. Las ideas tampoco.
Aparte, por supuesto, que para controlar las patentes sobre las ideas deberíamos instaurar una polícia del pensamiento. Casi nada.
Enviado por el día 7 de Octubre de 2003 a las 21:21 (7)

No se admiten ya más comentarios.

Usuario Contraseña  
Web alojada en Ferca

Mapa del sitio Mapa del sitio
Texto normal Texto grande