liberalismo.org
Portada » Bitácoras » Todo un hombre de Estado » La avaricia, causa de la crisis

16 de Septiembre de 2008

« Dos dudas razonables | Principal | Curva de rendimientos invertida en el Libor »

La avaricia, causa de la crisis

Aprovecho para rescatar un reportaje del diario Público de febrero de este año titulado: "La banca necesita su dinero, sáquele partido sin riesgo".

Básicamente, el reportaje proponía a las familias españolas que fueran rotando sus ahorros entre los depósitos a un mes de las distintas entidades de crédito para encadenar rentabilidades anuales cercanas al 10%.

Ya comenté este artículo aquí:
Los bancos están desesperados por captar pasivo, no ya para seguir prestando a aquellos prestatarios solventes y fiables, sino para no descapitalizarse. (...) En estas condiciones, decir que las elevadas remuneraciones del pasivo pueden lograrse "sin riesgo" parece un poco osado. El riesgo se llama corralito, pero Público ni lo menciona.
Aparte de la escasa visión de los redactores de Público, me interesa utilizarlo para comentar una de las interpretaciones más extendidas de la crisis actual, la de que su origen está en la avaricia de los empresarios.

Casualmente entre algunos opinólogos se produce una asimetría entre la valoración que merece la "avaricia de las familias" y la "avaricia de los empresarios". Ayn Rand decía que "si los trabajadores luchan por mayores sueldos, a esto se le denomina beneficios sociales, si lo hacen los empresarios, se lo condena como avaricia egoísta".

Aquí pasa algo similar. Muchos afirman que los empresarios (especialmente los banqueros) asumieron demasiado riesgo (cierto) y que esto causó la crisis (parcialmente cierto) y que por ello merecen arruinarse (parcialmente cierto). 

Pero imaginemos que muchas familias españolas siguen el consejo de Público, los bancos quiebran y pierden su dinero. Pocos de los anteriores acusarán a las familias de haber asumido demasiado riesgo, de haber agravado la crisis y de que merecerían perder todos sus ahorros. Más bien, se acusaría a los banqueros de haberles engañado con rentabilidades muy altas, pero no pensarán que si se dejaron engañar fue por la avaricia de lograr esas rentabilidades.

Vamos, más de lo que comentaba ayer.

Comentarios

 
Por tocar un poco los güevecillos, parece que patinaste un poco cuando te lanzaste a la piscina en tu artículo de febrero (penúltimo párrafo) escribiendo: 'Pero sinceramente me parece mucho más seguro y rentable invertir en Bolsa que en estos depósitos al 11%.'
Enviado por el día 17 de Septiembre de 2008 a las 00:31 (1)
No creo que patinara, porque recomiendo invertir a largo plazo. Mi perspectiva es el value investment, es decir, seleccionar acciones subvaloradas con un gran potencial al alza. Pero para que se realice el alza pueden pasar dos o tres años.

A diferencia de los bancos, las acciones bien seleccionadas no quebrarán.
Enviado por el día 17 de Septiembre de 2008 a las 11:14 (2)
Ah, bueno, si es a 3 años también estoy contigo. Porque si el horizonte hubiera sido de los 7 últimos meses, llevaría perdiendo en torno al 20% de lo invertido en acciones (del IBEX), y ganando 6% de lo que hubiera metido en esos depósitos bancarios.
Enviado por el día 17 de Septiembre de 2008 a las 14:33 (3)
Por supuesto, también es una inversión bastante más arriesgada. Con riesgos similares, invirtiendo en acciones particulares podrían haber sacado mucho más de un 6%.
Enviado por el día 17 de Septiembre de 2008 a las 15:27 (4)

No se admiten ya más comentarios.

Usuario Contraseña  
Web alojada en Ferca

Mapa del sitio Mapa del sitio
Texto normal Texto grande