liberalismo.org
Portada » Bitácoras » Orden Natural » ¿Y qué hace un alcalde casando?

30 de Diciembre de 2004

« Hermanos catalanes | Principal | Los papeles de Salamanca »

¿Y qué hace un alcalde casando?


Ruiz Gallardón afirma que casará a los homosexuales tan pronto como la ley así lo permita. De paso, como ya viene sido habitual, ha vuelto a azotar al PP pidiéndole que se abra y acepte los matrimonios entre personas del mismo sexo.

Fantástico. Yo voy a pedir a Gallardón y al PP que se abran todavía más y se olviden de regular y oficiar lo que strictu sensu debiera ser un contrato privado entre dos (o más) personas. Sé que la inmensa mayoría de la gente, al leer las declaraciones de Gallardón, destacará el hecho de que sean dos personas del mismo sexo las que se casen; es la novedad.

Novedad, o no, hay cosas a las que no me acostumbro; no me llama la atención quienes se casan sino quien los casa. Ni para la validez del contrato matrimonial ni, mucho menos, para santificar la unión pinta nada la mano, o el pie, del Estado.

Estos nuevos representantes del talibanismo laicista, que matan a Dios para ocupar su lugar, estos grandes arquitectos y prestos ingenieros, conocedores del bien y del mal, celebran bautizos civiles, tratando de dar la bienvenida al recién nacido a la comunidad de súbditos, y ofician matrimonios, ofreciendo el fruto del amor a las más altas instancias de nuestra burocracia.

Estas sanciones públicas sobre la nueva moralidad, la aceptación de los otrora marginados y relegados por anteriores decisiones del propio Estado, sólo sirven para comprobar que lejos de separar Iglesia y Estado, lo que ha hecho éste último ha sido, en definitiva, fusionarse completamente con la primera. Sin embargo el alcance es mucho mayor; los dictámenes de fe católicos vinculan, en todo caso, a los católicos. Y digo "en todo caso" porque la adscripción a la fe y la moral católica es una decisión completamente voluntaria.

En cambio, estos nuevos políticos que no necesitan caminar bajo palio porque creen haberse convertido en el mismo palio, que no quieren felicitar las Navidades porque las han nazionalizado en fiestas, legislan con total desparpajo sobre el catecismo obligatorio de todos los ciudadanos. Es la moral con la que, obligatoriamente, tendremos todos que lidiar.

Que se dejen de progresismos baratos y talentosos. Lo que tienen que hacer de una vez es olvidarse de legislar a golpe de parlamentario, tratando de provocar cambios sociales mediante la política. Si Gallardón quiere pasar por moderno y novedoso que cierre la vicaría pública; los experimentos, máxime si son sociales, con gaseosa.

Comentarios

 
Me parece poco pretencioso para ser Gallardon. Como ya canto Cecilia:
" Y si no fuera por miedo/ sería el novio en la boda
El niño en el bautizo/ el muerto en el entierro..."

Y luego remacharon las Spice Girls
"Recuerda que la fiesta va donde tu vayas"

Casi me extraña que no se haya ofrecido a celebrar bodas canónicas haciendo el NO de cura sino de Virgen o crucificado. Cuentan de Gallardon que un dia fue a circo con su padre y usurpó el puesto del jefe de pista, el domador, un leon y tres payasos. De este personaje, cualquier cosa.
Enviado por el día 30 de Diciembre de 2004 a las 16:06 (1)
La entrevista completa (y no a trozos) al Padre Sirico en http://www.acton.org/es/publicac/interview.html
Enviado por el día 30 de Diciembre de 2004 a las 17:25 (2)
Al igual que lo de la Leti hizo cuestionar la monarquía... ¿por qué el "matrimonio homosexual" puede servir para cuestionar el matrimonio? Y quiero hacer énfasis en el término contrato privado. I.e.: dos sujetos libres deciden acordar los términos de su unión... y de su posible separación.

¿Quién es el Estado para obligar a nadie a pagar una pensión por divorcio? Que eso lo decidan los contrayentes antes de su unión: ya está bien de inmiscuirse en la vida de los demás.

Si nadie defiende que hay que proteger al matrimonio de hombre y mujer por haber sido la célula de la sociedad... pues no entiendo porqué hay que defender (desde el Estado) ningún tipo de unión. Ninguno.

Y donde digo "dos", digo "n": hay que pasar del "matrimonio" al "polinomio" (si los contrayentes quieren). Y nada de pensiones (con mi dinero), que es un agravio comparativo para los que no se casan.

De paso, también podría (el poder público) dejar de meter las narices en las herencias... que todo va en el mismo "paquete".
Enviado por el día 30 de Diciembre de 2004 a las 17:28 (3)
Dentro de esta antologia del disparate, no sé porque le llaman matrimonio de homosexuales. Independientemente del término "matrimonio", institución creada entre marido y mujer ¿Por qué hacer depender la institución de un requisito sexual? ¿Casará Gallardón a dos hombres o a dos mujeres, sin necesidad de ser homosexuales? ¿O les va a preguntar si son homosexuales, negándose a casarlos si no lo son? Francamente estúpido.
Enviado por el día 30 de Diciembre de 2004 a las 17:45 (4)
Caray, qué shock, es que aquí en Bolivia esos matrimonios no se permiten y ay del político que los sugiera. Pero seguramente ya nos «modernizaremos» también, como en España y Argentina.

Qué farsante ese Gallardo, tan culto, tan moderno, tan civilizado.
Enviado por el día 30 de Diciembre de 2004 a las 20:39 (5)
Tan liberticida...
Enviado por el día 30 de Diciembre de 2004 a las 20:54 (6)
Y uno tan inculto, tan anticuado, tan atrasado, sólo por creer, y hasta con orgullo, que la homosexualidad es, fue y será un desorden de la naturaleza.

Si yo fuera homosexual, seguro estoy que me quedaría en el clóset - por decente, para no influenciar mal a los niños, a nadie -. Estos homosexuales de hoy quieren incluso adoptar hijos. Mejor que vuelvan al clóset.
Enviado por el día 30 de Diciembre de 2004 a las 20:58 (7)
tranquilocomp, tranquilocomp: si la cosa sigue así, es posible que, en algunos años, puedas ir a la cárcel en este democrático país llamado España por decir cosas así. De momento, la vicepresidenta y portavoz del gobierno ya ha reprendido hoy a "la ciudadanía" por contar chistes sobre homosexuales.
Enviado por el día 30 de Diciembre de 2004 a las 23:22 (8)
Cuando a los homosexuales se les ocurre adoptar niños, more, es cuando hay que tirar el grito al cielo. A ver si George Bush propone un «constitutional ammendment» para prohibir eso. Adoptan bebés en California.

¿Qué generación respetaría algo así? Pues ni siquiera la actual lo hace. Por eso andan tan preocupados Gallardón y la portavoz del gobierno.

Enviado por el día 31 de Diciembre de 2004 a las 02:54 (9)
Pues a mi no me interesa que adopten o no niños o se apruebe el matrimonio. Despues de todo no todos los heterosexuales se han casado por lo religioso tampoco. Sin embargo, noto una campaña demasiado agresiva y abrupta del gobierno suyo, esto es muy poco atinado, porque acrecenta junto con muchos factores, la fractura con la gente que no voto por ellos.
"¿Quién es el Estado para obligar a nadie a pagar una pensión por divorcio? Que eso lo decidan los contrayentes antes de su unión: ya está bien de inmiscuirse en la vida de los demás".

¿Ah si? ¿y que tal si hay una trepadora o un vividor que le roba su fortuna a un conyuge incauto?... estem... disculpen, he visto muchos culebrones.
Enviado por el día 31 de Diciembre de 2004 a las 08:13 (10)
tranquilocomp: Cuando a los homosexuales se les ocurre adoptar niños, more, es cuando hay que tirar el grito al cielo. A ver si George Bush propone un «constitutional ammendment» para prohibir eso.

¿y por qué tiene el Estado que prohibir la adopción por parte de parejas homosexuales? El que a ti te parezca moralmente reprobable no es motivo para que intervenga el Estado. Échale una ojeada a la nota 1 de este artículo, a ver que te sugiere.

Un saludo y feliz año.
Enviado por el día 31 de Diciembre de 2004 a las 13:41 (11)
Bueno, albert, ¿quién protege a ese niño en tal situación? De eso se trata. En ese caso específico, daría la bienvenida al estado o a cualquier organización que detenga la perversión legalizada del niño inocente. Pero parece que el futuro de la sociedad incluye los padres homosexuales y seguro que los tendrás por todo lado (acuérdate).

Feliz año.

Enviado por el día 31 de Diciembre de 2004 a las 17:33 (12)
Albert,
Leí tu nota 1 en el artículo. Pienso que tienen derecho a vivir su vida como vean conveniente pero no a perjudicar a un inocente.

No todo necesita de una explicación científica. Todavía está prohibido que alguien camine desnudo por la calle. Vaya uno a saber por qué.

Se ha visto recientemente un movimiento político fuerte en EE.UU. contra la homosexualidad organizada. Ya era hora.


Enviado por el día 31 de Diciembre de 2004 a las 18:20 (13)
tranquilocomp: Leí tu nota 1 en el artículo. Pienso que tienen derecho a vivir su vida como vean conveniente pero no a perjudicar a un inocente.

¿Perjudicar a un inocente? ¿Perjudicar en qué sentido, atendiendo a qué criterios? Desde un punto de vista liberal la ley debe ordenar derechos, no valores. Estás emitiendo un juicio moral particular (que puedo compartir o no, esto aquí es irrelevante) que no cabe codificar en la legislación. Mucho más perjudicial para un niño debe parecerte, presumo, el que tenga unos padres socialistas que le inculquen las enseñanzas de Marx y no creo que defiendas la esterilización de los comunistas, ni creo que se te antoje ético vedar la adopción a las familias con querencias estatistas ni arrebatarles a sus hijos alegando que les estás protegiendo de su fatal influencia. ¿Me equivoco?

No todo necesita de una explicación científica. Todavía está prohibido que alguien camine desnudo por la calle.

Yo no te exijo explicación científica alguna. Únicamente te invito a que me expongas de qué modo la adopción por parte de una pareja homosexual viola los derechos individuales del pequeño. En cuanto a lo de las calles, privaticémoslas y que los propietarios decidan, ¿no? A ver por qué no puede haber una calle nudista si sus legítimos dueños así lo demandan. Sea como fuere dudo que en dicho escenario hubiera más calles nudistas de las que hay ahora.

Un saludo
Enviado por el día 31 de Diciembre de 2004 a las 21:19 (14)
Albert, eso viola el derecho a una vida normal del pequeño porque le enseña que la perversión sexual es normal. Le impone un estándar homosexual sospechoso en todas las eras de la humanidad. ¿Podría una pareja de travestis adoptar niños? ¿Son o no unos degenerados los travestis?

Hay estándares de decencia que en efecto ya se utilizan en la adopción de niños (los travestis ni aplican).

Sería bueno verte emitir un juicio moral de algún tipo sobre homosexuales que quieren adoptar niños después de «casarse». Dices que el juicio moral es irrelevante pero no puede ser irrelevante si de un hogar normal para un niño huerfano o desamparado se trata. A propósito, creo que está bastante claro que la militancia homosexual basa su agenda política en juicios morales y personales (mira a Gallardo y a la portavoz).

Enviado por el día 1 de Enero de 2005 a las 05:28 (15)
eso viola el derecho a una vida normal del pequeño porque le enseña que la perversión sexual es normal.

¿Derecho a una vida normal? ¿Y quién define lo que es una vida normal? Esto es como el “derecho” a la vida digna que postulan los socialistas: ¿qué entendemos por “digna”? Quizás lo que a mí me parece normal o digno a ti se te antoja aberrante. ¿Perversión sexual? Para muchos las relaciones homosexuales no tienen nada de reprobable. Hablas de la “vida normal” y la “perversión sexual” como si fueran conceptos objetivos por todos aceptados. En absoluto. La gente no tiene porque compartir tus estándares de decencia.

Esquivas la cuestión que te he planteado: ¿acaso no es peor, asumiendo que la homosexualidad sea censurable, tener unos padres comunistas que inculquen al retoño los valores de Marx? ¿Les esterilizarías? ¿Les arrebatarías a sus hijos para protegerles de ese fatal adoctrinamiento?¿Les vedarías la adopción? Por favor, sé consecuente. ¿O ahora vas a decirme que desde un punto de vista liberal es peor ser gay que socialista?

¿Podría una pareja de travestis adoptar niños? ¿Son o no unos degenerados los travestis?

Para ti serán unos degenerados. Estoy seguro de que ellos tienen una opinión distinta. ¿Por qué debe imponerse la tuya?

Hay estándares de decencia que en efecto ya se utilizan en la adopción de niños (los travestis ni aplican).

En un mercado de adopciones liberalizado cada centro podría fijar sus particulares estándares de decencia (que ninguno de los dos miembros de la pareja sea alcohólico o drogadicto, que la familia peticionaria no esté compuesta por más de dos miembros...). Los demandantes que no cumplieran con los requisitos serían rechazados. De este modo podrían quedar resueltas muchas cuestiones controvertidas. La ley aquí nada tiene que decir.

Enviado por el día 1 de Enero de 2005 a las 18:44 (16)
"A propósito, creo que está bastante claro que la militancia homosexual basa su agenda política en juicios morales y personales (mira a Gallardo y a la portavoz)."

Por supuesto, el lobby gay mayormente busca una sanción moral pública y privilegios estatales. Por eso me opongo a la regulación del matrimonio homosexual (al tiempo que reivindico la “privatización” del matrimonio heterosexual)

Un saludo.
Enviado por el día 1 de Enero de 2005 a las 18:46 (17)
Además, que yo sepa las parejas homosexuales ya pueden tener hijos si por ejemplo se sirven de una madre de alquiler (o en el caso de que sea una pareja lesbiana, simplemente dejándose fecundar por un tercero). En un futuro en el que los embriones puedan gestarse en úteros artificiales quizás ni siquiera sea necesario recurrir a una persona del otro sexo para procrear. ¿Deberían prohibirse todos estos arreglos? A las parejas homosexuales que ya tienen hijos, ¿no deberíamos quitárselos para resguardarles de la “perversión sexual”? Siendo consecuentes con tu premisa, así lo creo. Y esto a mí me parece meridianamente liberticida.

Otro saludo John
Enviado por el día 1 de Enero de 2005 a las 18:51 (18)
Albert, eres todo un intelectual.
Enviado por el día 2 de Enero de 2005 a las 00:27 (19)
Prácticamente me dices que no existe la perversión sexual, ni la vida normal, ni la vida digna. Abrazas un relativismo de valores total; aparentemente, tal relativismo sería lo primordial; ahí estaría la gran virtud.

«Para ti serán unos degenerados [travestis]. Estoy seguro de que ellos tienen una opinión distinta. ¿Por qué debe imponerse la tuya?»

¿Quiénes son degenerados para ti, Albert? Sólo los que no son liberales, ¿eh?

«¿O ahora vas a decirme que desde un punto de vista liberal es peor ser gay que socialista?»

¿Para adoptar hijos? Desde cualquier punto de vista, pienso que sí. Se busca una familia para el niño desamparado, con imperfecciones o deficiencias sin duda, pero una familia.


Enviado por el día 2 de Enero de 2005 a las 06:54 (20)
Cada parte anatómica tiene su función natural. Entonces, no debería haber dudas sobre si son o no unos degenerados.

Saludos.
Enviado por el día 2 de Enero de 2005 a las 06:59 (21)
tranquilocomp: Prácticamente me dices que no existe la perversión sexual, ni la vida normal, ni la vida digna. Abrazas un relativismo de valores total .

¿Cómo? ¿Dónde digo yo eso? Vamos a ver, yo tengo unos valores, tengo mi particular código moral y mi concepción de lo digno, pero yo no pretendo imponérselo a los demás. ¿Desde cuando argüir que la moral no compete a la ley sino a las personas implica no tener valores? Me sorprende que entre liberales estemos discutiendo esto.

Insisto, si defiendo la adopción por parte de las parejas homosexuales no es porque su conducta me parezca normal o digna (esto no es aquí relevante), sino porque entiendo que la adopción no viola los derechos del menor.

¿Quiénes son degenerados para ti, Albert? Sólo los que no son liberales, ¿eh?

Esa es la cuestión: no importa quienes sean para mí unos degenerados. Estamos hablando de derechos individuales, no de valores.

Saludos.
Enviado por el día 2 de Enero de 2005 a las 16:31 (22)
Esta frase es un problema y responde al cómo y dónde:
«Para ti serán unos degenerados. Estoy seguro de que ellos tienen una opinión distinta. ¿Por qué debe imponerse la tuya?»

Por otra parte, me dices:
«Insisto, si defiendo la adopción por parte de las parejas homosexuales no es porque su conducta me parezca normal o digna (esto no es aquí relevante), sino porque entiendo que la adopción no viola los derechos del menor.»

Si su conducta no fuera normal y no fuera digna (veo que implicas que en efecto existe lo normal y lo digno), ¿no sería ese un factor relevante si de ayudar al niño se trata? ¿No se violarían los derechos del niño al dársele padres de conducta anormal e indigna para una familia? Considero que sí y que no se puede ignorar el tema moral en esta situación. Me parece que corresponde a la sociedad establecer un marco legal ídoneo para la adopción del niño desamparado.

Creo que entiendo tu punto y las posibles derivaciones de una prohibición de índole moral. Opino que lo primordial es proteger a ese niño de unos adultos homosexuales.

Saludos.

Enviado por el día 3 de Enero de 2005 a las 00:37 (23)
"Si su conducta no fuera normal y no fuera digna ¿no sería ese un factor relevante si de ayudar al niño se trata?"

Pero es que no puedes objetivizar lo primero. A nadie le asiste el derecho de imponer su concepción de lo digno. Por otro lado, empleando un enfoque más utilitarista, ¿acaso no es más beneficioso para el menor tener unos padres homosexuales que pasar la niñez en un orfanato? Porque la alternativa a tener una familia gay quizás sea no tener ninguna. ¿Te parece que eso “ayudaría al niño”? Al mismo tiempo, la condición sexual de los progenitores sería en todo caso un elemento entre muchos a la hora de juzgar su aptitud como padres. Una pareja homosexual podría parecerte dignísima en sus demás facetas (puede estar siempre presta a ayudar al pequeño, puede educarle en la responsabilidad y el esfuerzo, puede inculcarle valores como la honestidad, la generosidad...) y una pareja de heterosexuales, más allá de su condición sexual, podría parecerte absolutamente despreciable (porque dejan al niño delante de la tele todo el día, no hablan con él de sus problemas, no le regañan por sacar malas notas, tienen muy malos modales, le enseñan que en la vida hay que hacer trampas y mendigar favores...) . ¿Por qué debe primar aquí el factor sexual? Si de “ayudar al niño” se trata, ¿no estará éste mejor en la primera familia que en la segunda?

"Me parece que corresponde a la sociedad establecer un marco legal ídoneo para la adopción del niño desamparado."

¿A “la sociedad”? Me temo que serán los burócratas y sus comités de expertos los que fijarán este marco... ¿Y por qué detenerse en la adopción? ¿Por qué no debe “la sociedad” establecer también un marco legal para la educación de nuestros hijos? Insisto, ¿qué sucede con las parejas homosexuales que tienen hijos fruto de otras relaciones? ¿Se los arrebatamos?

Un saludo John
Enviado por el día 3 de Enero de 2005 a las 13:01 (24)
Saludos Albert.

«Insisto, ¿qué sucede con las parejas homosexuales que tienen hijos fruto de otras relaciones? ¿Se los arrebatamos?»

No, ni modo, si el homosexual se mete con una mujer para tener un hijo, no hay nada que hacer. Es todo suyo.

Veo que prefieres padres homosexuales al orfanato. Yo prefiero el orfanato.

Enviado por el día 3 de Enero de 2005 a las 21:49 (25)

No se admiten ya más comentarios.

Usuario Contraseña  
Web alojada en Ferca

Mapa del sitio Mapa del sitio
Texto normal Texto grande