liberalismo.org
Portada » Bitácoras » Todo un hombre de Estado » Buscando coartadas para una nueva solución final

12 de Noviembre de 2003

« Carta desde Japón por Santiago Campos | Principal | La Declaración de la Izquierda y otras declaraciones fascistas »

Buscando coartadas para una nueva solución final


Es un lugar común que el periodismo independiente no suele florecer en las dictaduras militarizadas. La verdad se subordina a la verdad oficial, a la verdad que interesa al tirano para perpetuarse en el poder. Obviedades pocas veces reconocidas por una izquierda que leía ensimismada el Pravda y que sigue encuadernando el Gramma.

Los antisemitas, entre ellos -aunque no exclusivamente- la izquierda, siguen desfilando por la misma vía. Hace pocos días la Comisión Europea publicaba una encuesta en la que se evidenciaba la judeofobia de los europeos y de sus dirigentes políticos. Sería inocente explicar tal sentimiento atendiendo sólo a la calidad de la información palestina; el substracto histórico del viejo continente proporciona ejemplos miles del odio frontal hacia el judío. Sin embargo, sería estúpido, de la misma manera, exculpar a la prensa europea, trasunto de la palestina, de toda responsabilidad.

La prensa palestina no constituye, en ningún caso, una excepción del principio arriba expuesto; es y sólo puede ser el altavoz oficial del caudillo Arafat. La propaganda revistida de información y la difamación de datos contrastados. Se construye un perfecto edificio justificativo del régimen, una fabulosa manufacturera de razones que cargan las balas y las bombas terroristas. Esa prensa laudatoria, ese boletín oficial del régimen es, inexplicablemente, la principal fuente de información e inspiración no sólo de la avanzada, moderna e independiente prensa europeo sino también el único contacto que los políticos y comisarios comisionistas europeos tienen del conflicto en Oriente Medio.

A la publicación en la prensa palestina de un comentario donde se culpabiliza a Israel de todas las desgracias mundiales habidas y por haber, siguiendo la línea hitleriana y, cómo no, la estela del último Eurobarómetro, le sucede, de manera refleja, una reacción en cadena de los progres asimilados. George Soros, magnate judío, culpa a EEUU e Israel del antisemitismo. Los judíos no sólo tienen que aguantar ser odiados y, a la más mínima ocasión propicia, exterminados; la infamia se completa culpando a los judíos de las desgracias y atrocidades que nosotros, los cultos y civilizados europeos, les ocasionamos. No sólo queremos odiar al judío, queremos también legitimar nuestra conducta, dotarla de un contenido moral: "No tenemos otro remedio, los judíos no nos dejan otra alternativa que seguir odiándolos"

En esta línea se pronuncia, asimismo, la nueva ministra de exteriores sueca: "Israel es respondable de agravar situación en Medio Oriente" Los judíos vuelven a ser carnaza sí, pero sus matarifes -y la comparsa mediática de los matarifes- no tienen toda, ni incluso la mayor responsabilidad. El judío es el propio culpable de su asesinato. Es importante este matiz. Las personas son responsables de sus actos; la raza judía, en cambio, es responsable de los actos que pueda protagonizar cada judío. La culpa ya ha dejado de recaer sobre Sharon, o sobre cualquier otro presidente de Israel, la culpa es de los judíos, de todos los judíos, de cualquier judío: volvemos al modelo conspiratorio, a las tramas judeomasónicas.

Los judíos son, pues, ante todo judíos. Su adscripción nacional, su militancia política, sus gustos musicales son secundarios, no sirven para definir otras filiaciones. El judío sólo puede ser judío. La responsabilidad, de esta manera, se extiende a toda la raza que actúa con una misma mente: la mente judía. Así lo acredita una encuesta publicada en el Corriere della Sera: los judíos italianos no son auténticos italianos, tienen otro estilo de vida, otra mentalidad.

Tras haber identificado comunismo con antinazismo, izquierda con antinazismo, progresía con antinazismo, democracia social con antinazismo, los europeos se creen inmunes al virus antisemita. Los nuevos europeos no tienen nada que ver con los viejos, ellos son antifascistas, lo han sabido, lo han sentido, lo han defendido siempre. Es ultrajante sugerir que puedan tener algo en común con un grotesco mal que ellos mismos señalan y reconocen: el nazismo. No obstante, es improbable que los nazis sintieran representar ese mal, el lado oscuro de la humanidad; estaban embebidos de razones, de sus razones.

Hoy, Europa, gracias a la prensa palestina, también tiene sus razones. Los europeos no quieren llamarse nazis o antisemitas, pero eso no modifica los rasgos y tendencias. Los romanos, gracias a la historiografía antimonárquica, repelieron siempre el término rex; ahora bien, eso no fue óbice para que el régimen imperial adoptara las características monárquicas, autodenomiándose principado o incluso dominado. Lo verdaderamente relevante es, por tanto, que el substrato antisemita ha encontrado un nuevo ariete con el que golpear a los judíos. Un ariete, el de la maldad congénita de Israel, que les permite, al igual que a los romanos, creer que están actuando rectamente: no hay, en este caso, analogía posible con el Tercer Reich.

Se ha señalado al principio que la prensa palestina servía a los propósitos de Arafat; cierto. Pero no lo es menos que también sirve como coartada moral a los europeos para seguir descargando su tirria contra los judíos. Ambos, los antisemitas europeos y palestinos, tienen desde hace 60 años un mismo objetivo. La hermandad entre la prensa palestina y la europea o entre los gobiernos europeos y la dictadura palestina lo acreditan. Empero, sobre todo, destaca la unidad de un visceral sentimiento antijudío: el camino hacia una nueva solución final.

Comentarios

 
George Soros. ¡Qué personaje! Después de ponerse hasta las cejas de billetes, critica al Capitalismo. Ahora, judío él, culpa a todo un colectivo del odio del que son objeto. Todo ello, mientras vive cómodamente, claro. Bendita libertad, de la que él disfruta, pero que quiere negar a quién no la tiene. ¿Se habrá trastornado leyendo a Chomsky?
Enviado por el día 12 de Noviembre de 2003 a las 14:24 (1)
Santa ignorancia la de los que escriven estaslíneas
Volveré a repetira mis lineas porque parece que aun hay gente que no lo entiende:

A ver pero esto que es? Como se pueden decir tantas falsedades y quedarse tan ancho? intervencionismo estatal no es nacismo!! Por el amor de dios! Estar en contra de los judios contra su opressión y ocupación no es nacismo. Sabiais que los judios utilizan los papaeles de Himmler para reprimir a los palestinos como lo hacian los nacios con ellos en el gueto de varsovia? QUIEN ES EL NAZI. En mi opinion está claro. Aquí la coestiosn del nazismo no tiene nada que ver con el antisemitismo. Nacismo es sobretodo una actitud es fascismo, nazismo puede ser sharon, pinochet o bush qualquier personajillo que va por ahí creyensdose que totdo lo resolverá por la fuerza y cargándose a losdemás si discrepan esta haciendo una actitud nazi. Antes del nazismo habia antisemitas tambien. pero criticar a los judios por actuar como los nazis no es ser antisemita es ser realista a ver si nos enteramos. Joder

Por cierto el Chomsky ese podras estar de acuerdo o no pero es un tio que tiene unas opiniones bien fundadas y merece la pena oirle. Y Soros és un hipócrita sí en eso te doy la razon jejeje.

Ah y otra cosa los reyes católicos eran nazis? Esque aquí por lo que veo to dios que se meta con los judios es nazi pues mira lo repito de nuevo.

LOS JUDIOS ACTUAN COMO LOS NAZIS EN ESTE MOMENTO SUS ACTOS DE OPRESSIÓN, ASESINATO Y TORTURA INDISCRIMINADOS LES PONENE EN EVIDENCIA. Porque será que mantenían tan buenas relaciones con la sudáfrica blanca? putos papeles de himmler quien diria en lo que canviaria el nazismo. Las ideas nunca mueren amigos lo que canvian son las personas que las siguen y en el nazismo mucho me temos que se ha desplazado cruzando el atlantico y yendose para el mar rojo a partes iguales jejeje.
Enviado por el día 15 de Noviembre de 2003 a las 11:27 (2)

Vaya gilipollez. Este Juan ramon Rallo es más facha que Aznar, Bush y Sharon juntos. Aquí resulta que se puede tratar a los musulmanes como si fueran mierda y encima los otros somos antijudíos. Qué bien, sin comerlo ni beberlo.

Como decía el gran William Shakespeare: " Ignoracia + gilipollez + imbecilidad crónica + una cagada de perro = Juan Ramón Rallo"
Enviado por el día 16 de Noviembre de 2003 a las 07:36 (3)
Imagino que opinas sin leer. Yo no pongo a todos los musulmanes en el mismo saco, sino a los voceros oficiales del régimen autoritario palestino. Por cierto, yo no he dicho que seas antijudío, ahí te colocas tu solito. Al menos es de agradecer la sinceridad.
Enviado por el día 16 de Noviembre de 2003 a las 12:09 (4)
Prio cierto werther no se quioen eres pero procura no faltar al respeto de nadie ni de tupropio enemigo puesto que asi solo le daras razones para desacreditar tus argumentos. Es mas se desacreditan ellos solos. Estoy de acuerdo Sharon y bush son unos mierdas pero no los iguales a juan ramon Que yo sepa el no ha mandado matar miles de personas inocentes
Enviado por el día 16 de Noviembre de 2003 a las 15:27 (5)
¿Bien fundadas las opiniones de Chomsky? ¿Te refieres a su reiterada negación de la esencia del régimen de Pol Pot, por ejemplo? Interesante.
Y Werther, gracias por tu iluminación intelectual.
Enviado por el día 17 de Noviembre de 2003 a las 20:01 (6)
Bueno yo he leido bastante a Chomsky y nunca he visto que justifique nada del Régimen de Pol Pot es más si no recuerdo mal fue el quien cito que solo dos intervenciones militares han sido justas en estos ultimos dos siglos. La liberacion por parte de los nordvietnamitas del régimen de pol pot y la liberacion de bangladesh por parte del de los indues. En fin no creo que sea chomsky quin justifique a pol pot precisamente. Debe ser una malinterpretacion tuya.
Enviado por el día 18 de Noviembre de 2003 a las 17:16 (7)
Aquí hay lo que me parece a primera vista un repaso razonable de la actitud de Chomsky sobre Camboya. Sí, Chomsky reconoció que el régimen de Pol Pot fue genocida... en los años 90. En los 70, el Khmer Rojo eran los buenos, la esperanza "no solo de la liberación nacional, sino también de una nueva era de desarrollo económico y justicia social".

Chomsky no concedió entonces credibilidad a los informes de atrocidades del KR, considerándolos desinformación por parte de los malos (los USA). Pero, aun después de reconocer que eran verdad, mantuvo y mantiene que hizo bien en no creerlos. De todas formas, miente cuando quiere acerca de lo que escribió entonces.

También le pareció entonces que la evacuación de las ciudades era una medida brutal, sí, pero obligada para superar los efectos de los bombardeos americanos, y que lo había conseguido. (Desde luego los superó).

Ah, ese hombre es un maestro (del Mal, claro). Aquí, por ejemplo, se las arregla para dar la impresión, sin decirlo del todo, de que tal vez los muertos de la época del KR en Camboya murieron de resultas de los bombardeos americanos anteriores. Un genio.
Enviado por el día 19 de Noviembre de 2003 a las 17:03 (8)
Menuda sarta de cretineces.

http://resistenciaria.foro.st
Enviado por el día 7 de Febrero de 2005 a las 04:17 (9)

No se admiten ya más comentarios.

Usuario Contraseña  
Web alojada en Ferca

Mapa del sitio Mapa del sitio
Texto normal Texto grande